Experiencias en Cibercafés, Lanpartys y similares

Inicio Foros Podcasts Experiencias en Cibercafés, Lanpartys y similares

Viendo 7 entradas - de la 1 a la 7 (de un total de 7)
  • Autor
    Entradas
  • #3341
    Xavi
    Superadministrador
    39 Floppies

    Muy buenas gente, la idea es comentar esas experiencias que tuvimos acudiendo a Cibercafés cuando la conexión a Internet era todavía precaria y valía la pena acudir a estos locales a jugar online o en LAN.

    Además podemos comentar la jugada sobre  las LANs que montábamos en nuestras casas o de amigos para darle duro a juegos de estrategia o FPS.

    En este contexto entrarían también las salas de PC de las facultades que, en teoría, servían para hacer trabajos pero en realidad se tornaban centros de reclutamiento de Counter Strike y similares.

    Esperamos vuestras experiencias para comentarlas en el programa.

    #3346
    binaryfather
    Participante
    1 Floppy

    <p style=»text-align: center;»>Para mí fueron toda una experiencia, desde los inicios , yendo a los cibers de Madrid , en especial a confederación que era el de centro mail, de tenía en un sótano. Luego en quedadas como la campus party de valencia( donde el dormir  era secundario) y en la universidad los fines de semana en el piso de un compañero nos llevabamos los pcs a darle al Battlefield , cs y call of duty.</p>
    Y como olvidarme de cuando veraneaba en los 2000 y buscábamos un ciber y hacíamos piña con los del barrio y después de un combate a muerte en counter strike nos íbamos todos después al muelle a tirarnos de cabeza.

    Algo que sólo pasó en esos años de videoclubs y  aún quedaban resquicios de arcades ya en declive.

    Un saludo

     

    #3347
    AzazelN28
    Participante
    2 Floppies

    Recuerdo pasar MUCHO tiempo (y gastar mucho dinero) en el ciber del barrio. Pasábamos tantas horas jugando al StarCraft y al Half Life que el dueño se sabía nuestros nombres y nos dejaba alguna partida gratis.

    También recuerdo muchas partidas al Unreal Tournament en el MSN Confederación de Callao cuando nos juntábamos algunos domingos los del canal de DIV.

    De ahí pasamos a instalar una LAN en casa entre mi ordenador y el de mis hermanos. Algún fin de semana que mis padres no estaban aprovechábamos para salir de fiesta y a la vuelta nos íbamos a mi casa a viciarnos.

    Y justo en el declive de los ciber (cuando empezaron a convertirse en locutorios como al principio de los 2000s) fue uno de mis primeros trabajos: mantener los equipos, ayudar a la gente a navegar por Internet, enviar dinero a otros países, etc. De aquí salieron unas cuantas historias «curiosas».

    #3350
    nitro
    Participante
    4 Floppies

    Corría el año 98 cuando encontré mi primer trabajo en una empresa de servicios informáticos, gracias a esto y a uno de mis compañeros, logre montar un pc franquestein, que coloque en la misma salita donde se encontraba mi pc master race (como se dice ahora) e interconectarlos mediante un cable de red cruzado.

    Aquello se convirtió en un antro de vicio y perdición donde todos los fines de semana desfilaban mi pandilla de amigotes durante largas horas con el único fin de jugar  en red. Doom, Duke Nukem, Blood, Warcraft cuantas horas jugando.

    Que fuera la casa de mis padres fue solo un pequeño inconveniente sin importancia, mas para ellos que para mi claro.

    #3364
    Ezquiel
    Participante
    2 Floppies

    Las LAN partys en mi caso empezaron en mi casa, poniendo «culo con culo» mi PC y el de un amigo y utilizando un cable ethernet cruzado para conectar los PCs, bien cerquita porque el cable que teníamos era un latiguitlllo y lo de tener una grimpadora vendría muchos años después; En aquel entonces le dábamos al Colin McRae Rally y al Unreal Tournament sobretodo.

    Con el tiempo, llegaron los HUB y poder conectar los PCs de los tres colegas en el salón, uno de ellos un Packard Bell regalo de La Caixa con un monitor con los altavoces a los lados que lo hacía imposible de transportar en ningún carro, suerte que vivíamos cerca. El Unreal Torunament seguía siendo nuestro favorito, pero el Quake 3 Arena lo empezaba a pegar fuerte sobre todo porque ya teníamos internet con esa tarifa ondulante, la plana solo de 20:00 a 8:00, y empezábamos a jugar online de forma obsesiva.

    En la nochevieja del 2000, 1 de enero de 2001, un colega y yo nos fuimos a un EasyInternet ubicado en Plaza Catalunya y aprovechamos la oferta de 8h/1€ por estación de trabajo, así que cada uno, cogió 2 ordenadores, uno cada uno para descargar a saco eMule y Napster y el otro para jugar online. Gastamos más dinero en la cafetera i en los CDs para volcar lo descargado que si hubiésemos salido de macrofiesta.

    Muchos años después, solo destacaré mis años trabajando en una empresa de audiovisuales en la que teníamos una showroom con una pantalla de 12 metros por 4 de alto, unos 10000watios de potencia solo en subwoofers y una red montada en toda la empresa sobre la que los mediodías se convertían en una locura de Counter Strike, los que les tocaba estar en el showroom gozaban en sobremanera, no se juega mejor que de esa forma.

     

    Por cierto, sigo siendo un patata en todos los FPS y en el Collin McRae Rally también, pero me lo pasaba pipa.

    #3457
    NQ78
    Participante
    2 Floppies

    A principios de los 2000 abrieron una pequeña tienda de videojuegos justo frente a mi casa en Zaragoza. Tenía venta y alquiler de videojuegos, y también un pequeño cyber con creo que eran 8 ordenadores. No hace falta decir que con los 20 años que tendría por aquel entonces se me abrió el cielo con esa tienda. Tarde muy poco en hacer amistad con el dueño, y casi pasaba allí más tiempo que en mi propia casa.

    Tenía además una Playstation 1 (posteriormente una PS2) donde echabamos unos vicios increibles a los Pro Evolution, y en el cyber recuerdo unas partidas épicas al primer Medal of Honor. Lo cierto es que el ambiente que se creaba allí era genial, lo pasábamos en grande.

    Como he dicho, hice buena amistad con el dueño, hasta tal punto que me dejó de «encargado» de abrir la tienda los domingos por las tardes, y también cuando el se iba de vacaciones. Yo lo pasaba genial y además me sacaba un dinerillo, que más se puede pedir!!

    En 2005 me fui a vivir a un pueblo a 15 kms de Bilbao (donde vivo desde entonces) y al cabo de un par de años la tienda, como muchas similares en la época, cerró. Me dio mucha pena y todavía a día de hoy recuerdo con muchísimo cariño y nostalgia los buenos ratos que pasamos allí.

     

    Con respecto a las Lan Partys, llevo asistiendo a la Euskal Encounter desde la edición 21, en 2013. Solo he dejado de asistir en 2020 (por motivos obvios) y en 2021, que aunque volvió a ser una edición presencial, había todavía muchas restricciones. Este año por supuesto que volveré!

    Para mi la Euskal Encounter son mis auténticas y genuinas vacaciones. 5 días para jugar tranquilamente sin agobios ni obligaciones, para reencontrarte con amigos que vas haciendo año tras año, y para estar inmerso en ese ambiente friki maravilloso. Acabar reventado de dormir 4 horas diarias en una tienda de campaña pero con ganas de que la party durase otros 5 días más.. para el que no haya vivido una experiencia así, es totálmente recomendable!!

    #3476
    Javi Prieto
    Participante
    2 Floppies

    Pues mira, de ese tema tengo varias batallitas que contar, así que intentaré ser breve 😅

    En el 94 entré en la Facultad de Informática y Estadística de Sevilla. En el centro de cálculo el acceso a Internet aún no existía y luego fue testimonial y solo en modo texto, así que nos entreteníamos jugando a juegos por la red Novell en MS-DOS (como el maravilloso NetWars), o incluso juegos muy básicos en modo terminal UNIX. Con los años llegaron los MUD, aventuras de texto multijugador en inglés, y por fin el Quake y otros.

    Poco después, en en los años 97 y 98 nuestro pequeño grupo de frikis, al que llamamos IdeaFix, acudimos a la Campus Party, que en esos años se celebraba en un pequeño pueblo de Málaga. Tras ganar una competición de demos, en el 99 pasamos a ser parte de la organización y en el 2000 vivimos el traslado de la party a la Ciuddad de las Artes y las Ciencias en Valencia. Esos años las LAN partys eran mis vacaciones: Un auténtico paraíso para un verdadero friki, rodeado de iguales, y casi sin dormir.

    Continuando con los cybers, a principios de los 2000 mi empresa montó la infraestructura de sistemas de «Easy Technologies», uno de los cibercafés más grandes que hubo en Sevilla en aquella época. Yo tenía 3 o 4 PCs en casa, así que nunca fui asiduo a los ciber ni al juego online: para mí, jugar en grupo significaba conectarse por red local, bien en casa o bien en los pisos de estudiantes de los colegas, a veces hasta llevando el PC y el monitor cabezón en el autobús.

    En resumen, en esos años de Universidad y de inicio de mi vida laboral pude vivir muy intensamente los últimos grandes años de las LAN partys y los inicios de la internet doméstica. Lo recuerdo como algunos de mis mejores años, saliendo de ser «el raro» en el instituto a pasar casi las 24 horas del día con gente con la misma tara mental que llevaba yo de serie 🙂

Viendo 7 entradas - de la 1 a la 7 (de un total de 7)
  • Debes estar registrado para responder a este debate.